Estrategia Nacional REDD+ de Argentina: Combinando un proceso participativo con un análisis técnico


Abordar el análisis del cambio de uso del suelo, que incluye procesos de deforestación, es un desafío. Implica manejar una dinámica compleja de interrelaciones en el territorio, en donde se juntan los intereses de actores muy diversos. La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), a través del mecanismo REDD+, solicita a las partes firmantes, desarrollar una estrategia nacional de reducción de emisiones de la deforestación y la degradación forestal en donde se plasmen acciones y medidas concretas. Los países de la región latinoamericana han seguido procesos distintos en su abordaje, en consistencia con las circunstancias nacionales de cada país. El caso argentino ofrece atributos muy interesantes.

La Argentina ha transitado un proceso robusto de construcción de su estrategia nacional, al conjugar dos insumos igualmente importantes, junto con la información de la distribución espacial de los bosques, su cobertura y sus cambios. Por un lado el diseño de la estrategia, se ha nutrido de un análisis con alta solidez técnica que describe las causas de la deforestación y la degradación forestal, y por otro lado, de los insumos del proceso participativo, basado en la creación de espacios de diálogo multisectorial llevado a cabo en dos ciclos de encuentros regionales. Este último proceso involucró alrededor de 320 participantes por ciclo de encuentros (33% mujeres), incluyendo a los sectores de Gobierno, Organizaciones No Gubernamentales, Organizaciones de la Sociedad Civil, representantes del sector privado, del técnico-académico, Pueblos Originarios, pequeños productores y agrupaciones campesinas. Cada encuentro constituyó un espacio de diálogo multisectorial, interinstitucional, pluricultural e interprovincial. Esto permitió llevar a cabo un proceso transparente y efectivo de consulta para el diseño y construcción de la estrategia nacional REDD+.

Figura 1: Foto grupal del Encuentro de Diálogo Multisectorial en le Región de la Selva Tucumano Boliviana, 25 de Julio de 2018. (Autor: Francisco Villa)

Este instrumento de política pública, denominado en la Argentina como Plan de Acción Nacional de Bosques y Cambio Climático (PANByCC), fue presentado a la CMNUCC el pasado mes de enero. Su elaboración fue coordinada por la Dirección Nacional de Cambio Climático, en conjunto con la Dirección Nacional de Bosques, ambas de la Secretaría de Gobierno de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la República Argentina, con el apoyo del Programa Nacional ONU-REDD en Argentina. El análisis técnico permitió determinar de manera concreta cómo se desarrolla la dinámica de la pérdida de bosques nativos y así, definir las potenciales acciones y medidas para combatir las causas directas e indirectas de la deforestación. Sin embargo, si éstas no son contrastadas con las visones y percepciones de los actores involucrados en los procesos de deforestación y degradación forestal, corren el riesgo de tener pocas posibilidades de éxito en su implementación. Los diálogos multisectoriales en este contexto tienen un rol central para discernir sobre acciones y medidas que puedan ser efectivas; identificando aquellas que cuenten con un nivel de respaldo de los actores sociales y políticos, dando viabilidad a su futura implementación. Esta fue la manera en que La Argentina logró construir el objetivo, alcance y los ejes estratégicos que componen el PANByCC.

En este proceso de construcción participativa, se desplegaron esfuerzos para que, en un segundo ciclo de talleres regionales, se presentara un borrador consensuado del PANByCC. Además de mantener los espacios de diálogo generados en el primer ciclo, este segundo ciclo permitió discutir sobre los ejes, acciones y actividades prioritarias para cada provincia para la fase de implementación del Plan.

Los ejes estratégicos se clasifican en estructurales y operativos. Los ejes estructurales permiten, a través de acciones de carácter transversal, superar las barreras y las necesidades para la implementación del PANByCC. Estos ejes abarcan el fortalecimiento de la gobernanza; el reconocimiento de la importancia de los bosques nativos como bien para la sociedad; el fortalecimiento de las comunidades locales; la gestión del conocimiento; y el fortalecimiento de la capacidad de gestión, control y monitoreo de los bosques nativos. Por otro lado, cada eje operativo define acciones específicas que están asociadas a una medida de mitigación concreta que ha sido considerada para la Contribución Nacionalmente Determinada (NDC, por sus siglas en ingles). Éstos son, el ordenamiento territorial de los bosques nativos, el manejo sostenible de los bosques, la conservación en paisajes productivos, la restauración y la recuperación, y la prevención de incendios forestales.

Los ejes de ordenamiento territorial y de manejo sostenible de los bosques nativos fueron priorizados en todas las regiones forestales del país, convirtiéndolos en los pilares prioritarios de la fase de implementación. El consenso generado a través de este proceso participativo aspira a reflejar las consideraciones de cada uno de los actores y grupos vinculados al sector para facilitar el cumplimiento de los objetivos del PANByCC. Estos objetivos son: (i) reducir la vulnerabilidad de los bosques nativos mediante el fortalecimiento de sus estructuras y la de las comunidades locales asociadas a ellos; y (ii) reducir las emisiones de GEI asociadas a la deforestación y a la degradación de los bosques nativos.

El conjunto de medidas y acciones de mitigación consideradas contribuirán a la reducción de 27 MtCO2eq en el año 2030, aportando de manera significativa al cumplimiento de la meta absoluta de la NDC de no superar una emisión neta de 483 MtCO2eq en 2030. Se espera que el alcance de estos objetivos contribuya al desarrollo productivo del país y al cumplimiento de los compromisos asumidos por la Argentina ante la CMNUCC. De esta manera, la Argentina se encamina hacia una efectiva implementación de su PANByCC, así como de REDD+, dada la presentación de su Nivel de Referencia de Emisiones Forestales a la CMNUCC en enero pasado y el progreso en la mejora de su Sistema Nacional de Monitoreo de Bosque Nativos.

Figura 2: Bosque de Araucarias, Región Forestal Bosque Andino Patagónico, Provincia de Neuquén. (Autor: PN ONU-REDD)

About the authors:

Marco Chiu

Regional Technical Advisor, Climate and Forests Team, UNDP

marco.chiu@undp.org

Luis Panichelli

coordina el Programa Nacional ONU-REDD Argentina

lpanichelli@ambiente.gob.ar

Lucia Lazari

La responsable del componente de participación en el Programa Nacional ONU-REDD Argentina

lblazzari@ambiente.gob.ar

Natalia Bizzozero

La responsable de comunicación del Programa Nacional ONU-REDD Argentina

nbizzozero@ambiente.gob.ar

Valeria D`Angelo

La responsable del componente sobre Pueblos Originarios del Programa Nacional ONU-REDD Argentina

vedangelo34@gmail.com

#Argentina #NationalREDD #Procesoparticipativo

0 views

This resource is made possible through support from Denmark, Japan, Luxembourg, Norway, Spain, Switzerland and the European Union.

 

© 2019 UN-REDD Programme.  All images used courtesy of license holder or through Creative Commons license.

  • Facebook - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle
  • YouTube - Grey Circle
  • LinkedIn - Grey Circle
  • Flickr - Grey Circle